martes, 3 de junio de 2008

IMPUESTOS

Sin duda alguna el tema de los impuestos es hoy uno de los más candentes en la realidad nacional. El más famoso y polémico de todos es el específico de los combustibles. El origen del impuesto a los combustibles se explica como una forma de ayudar a reparar caminos después del terremoto de 1985. Hoy toda esa realidad es casi 100% diferente, puesto que muchas de las carreteras a nivel nacional e importantes vías al interior de la ciudad de Santiago están licitadas y pasar por ellas implica un pago por parte de los automovilistas; por otra parte, cada dueño de vehículo motorizado cancela anualmente un permiso de circulación, que le autoriza a transitar por las calles de las ciudades y con esos fondos se puede reparar los daños que sufren las vías por efectos del uso.

Como se puede observar, las fuentes de financiamiento para la reparación de las calles y carreteras ya están prácticamente aseguradas por muchos años.

Por otra parte, el famoso impuesto específico, que no fue derogado en el momento de haberse extinguido el motivo de su implantación, pasó a formar parte del fondo con que cuenta el estado para los diferentes fines, entre los cuales están el financiamiento de la salud, de la pobreza, etc.

Puede que todo esto sea lícito, pero ¿Es ético tomar un impuesto que tenía un objetivo específico y emplearlo en otro fin, sin mayor explicación para los contribuyentes?

A mi parecer esto no esta bien, y lo quiero ejemplificar de la siguiente forma.

Supongamos que Ud. o yo contratamos un servicio, por ejemplo de telefonía celular con la empresa A (emplearé estos nombres para no aludir a ninguna); pasado un tiempo el proveedor deja de prestar el servicio debido a que ha cambiado de giro empresarial; Como es de suponer, todo los clientes esperarán que los cobros también terminen, ya que el servicio contratado no se va a prestar nunca más; sin embargo la empresa A, nos comunica que aunque ya no prestará servicio, nos seguirá cobrando por el resto de nuestra vida por ejemplo el cargo fijo, ya que según ellos, ese cargo pasó a constituirse como estructural para la empresa A por lo que ellos ya tienen empleados esos fondos en otras actividades, pese a que los usuarios ya no podrán usar sus celulares.

Para agravar más la situación, Ud, tendrá que contratar un nuevo servicio, ya que necesita poder comunicarse por celular, de manera que tendrá que pagar por los servicios de la empresa B; en resumen, le paga a A, pese no recibir ningún servicio, y más encima le tiene que pagar a B.

Pareciera simplón el ejemplo, pero en resumidas cuentas eso es lo que ha pasado con el famoso impuesto específico a los combustibles, es decir, pagamos por un servicio que no se presta y para poder bloquear cualquier intento de la ciudadanía, se nos dice que con esos fondos se pagan muchos gastos sociales; si los políticos modificaron la legislación permitiendo que todos los impuestos entraran a un fondo común, ¿Quién me asegura que esos fondos efectivamente van en ayuda social?, ¿Quién me asegura que esa plata no ha sido usada para otros fines…por ejemplo para cosas como el YO PIENSO PPD?.

En este tema de los impuestos existen verdaderos apóstoles en todo el espectro político, quienes argumentan que los impuestos son sagrados, que por nada del mundo se pueden tocar. Yo creo que esto es una falacia en si misma y lo único que demuestra es que es mucho más fácil dejar las cosas como están y no tomar ninguna medida más arriesgada e innovadora.

Lo anterior lo fundamento con el siguiente ejemplo: las autoridades, policías y diversas agrupaciones hacen gárgaras y colocan los ojos en blanco cuando se comentan las cifras de muertos en accidentes de tránsito y lo que eso le cuesta al país. Si le cuesta tanto al país, ¿porqué de una vez por todas no se elimina o se rebaja en forma importante los impuestos a los accesorios de seguridad en los vehículos?, ¿porqué el vehículo estándar que se vende en Chile, ese que bordea los 5 millones, viene prácticamente pelado, y para adquirir uno con los equipos adecuados, se deben desembolsar 1 o 2 millones extras?. No es paradójico que se quiera evitar el gasto multimillonario generado por los accidentes gravando con impuestos los accesorios de seguridad para los vehículos y sus usuarios.

Si mencionamos el tema de la justicia en la carga impositiva, habría tema para escribir un largo artículo.

En resumen, yo creo que nadie esta diciendo que se bajen los impuestos en forma desmedida, pero de alguna forma las autoridades deben velar porque los impuestos no se constituyan en verdaderas leyes de la tabla de los mandamientos, y por el contrario sean herramientas que emplee una sociedad para buscar el financiamiento de su estado, con justicia, prudencia y OPORTUNIDAD.

2 comentarios:

coté dijo...

Muy bueno su artículo, yo hablo de lo mismo en el mío, ya que la rebaja prometida el lunes es una burla para todos,rebajan $50 que se haran efectivos a fin de mes y mañana suben $38.- y aun quedan dos semanas para que sigan las alzas...mientras las autoridades no disminuyen sus gastos en alimentos ni en calidad de vida, por que nosotros les financiamos sus autos, su bencina, etc.

coté dijo...

le dejo el link

http://cote1974.blogspot.com/